LOS BUENOS (realistas) SOMOS MÁS

Es bien sabido que hay personas a las que les basta desear algo con fe, y conseguirlos, de allí el éxito mundial de libros de auto ayuda como El secreto, y sus derivados. pero, por cada uno que le sirve aquello, existe, en el polo opuesto del espectro, un ser al que le funciona completamente al contrario. Yo estoy en ese lado.
hago parte de una raza a la que no le gusta esperar nada, ya que esto conlleva una subsecuente e infalible decepción. Una raza que se levanta bajo el mantra de "bendito el que nada espera, porque nunca será decepcionado", o "El que espera mucho, puede esperar poco." Una raza que, cansada de defenderse, cada cierto tiempo cae en las garras del optimismo exagerado de aquellos a queines les funciona tener fe en los sucesos futuros, pero a quienes es imposible hacerles entender que existe un equilibrio cósmico según el cual media humanidad obtiene lo que desea comunmente mientras que la otra media tomamos la vida como viene, sin hacer planes ni guardar esperanzas (de ahi que estuviera en la caja de pandora).

¿CUAL IDAD?

-